Bruselas, 11 de Diciembre de 2017

Seis organizaciones de España, Bélgica, Alemania y Finlandia desarrollarán un plan de capacitación para implementar estrategias que faciliten la transición de un modelo lineal a un modelo circular en el sector del hábitat.

En la UE en el año 2012, unas 126.000 empresas del sector del mueble emplearon más de 900.000 trabajadores y el valor de la producción ascendió a más de 84 mil millones de euros (la cuarta parte mundial). En un sector de tal dimensión, la creación de nuevos modelos comerciales basados en la economía circular supone una amplia gama de nuevas oportunidades desde una perspectiva medioambiental, económica y social.

El Estudio sobre el Mercado de Refabricación elaborado por la European Remanufacturing Network (ERN) señala al hábitat como un sector clave donde la implementación de la economía circular puede ser relevante. Sin embargo, los trabajadores de este sector no están preparados para este desafío y son necesarios nuevos curricula formativos que contemplen las nuevas competencias.

El proyecto FURN360, financiado por la Comisión Europea a través del programa Erasmus+, tiene como objetivo desarrollar un curriculum europeo de formación para facilitar la transición de un modelo lineal a un modelo circular en el sector del hábitat.

Entre los resultados esperados para FURN360 están:

  • Identificar mejores prácticas actualmente implementadas en el sector en relación a la economía circular para su análisis y difusión.
  • Crear recursos de aprendizaje flexibles, capaces de proporcionar, evaluar y reconocer las competencias clave identificadas en el sector del hábitat en relación con la economía circular.
  • Fomentar la creación de puestos de trabajo 'verdes' y nuevos modelos comerciales a lo largo de la cadena de valor del sector del hábitat.

El consorcio que desarrollará el proyecto está formado por seis entidades de España Bélgica, Alemania y Finlandia. EcoRes, una consultora especializada en sostenibilidad aplicada a organizaciones y territorios coordina el proyecto, en el que participa CENFIM (Clúster del Mueble y Hub de Innovación en Hábitat), AMUEBLA (Agrupación Empresarial Innovadora de Fabricantes de Muebles y Afines de la Región de Murcia), CETEM (Centro Tecnológico del Mueble y la Madera de la Región de Murcia), la Universidad de Vaasa y el Instituto Tecnológico de Karlsruhe.

La reunión de inicio del proyecto se celebró en Bruselas el 11 de diciembre y, en ella, se analizaron, por un lado, las bases para identificar empresas con las mejoras prácticas de economía circular en los países participantes y, por otro, el sistema para recoger la información de las competencias que han desarrollado los trabajadores de dichas empresas.